En nuestra experiencia, hemos ido viendo que las personas que se acercan a la Asociación por problemas derivados del mal uso de los juegos de azar y de dinero son cada vez más jóvenes. Hemos pasado de una media de edad de entre 40 y 50 años a una de entre 25 y 35 años. Añadiremos que en la última década, en el colectivo de niños y adolescentes se comienza a hacer un uso habitual de los videojuegos y de forma más reciente, el uso de las denominadas “nuevas tecnologías”: móviles e internet. 
En el colectivo más joven se presentan una serie de aspectos entre los cuales pueden destacarse la presión social, la curiosidad, la búsqueda de sensaciones fuertes para escapar del aburrimiento, la atracción de lo prohibido,... que favorecen que el hábito de juego pueda llegar a instaurarse en su área de ocio y tiempo libre. 

Se puede hacer un uso sano del juego y de las nuevas tecnologías pero también es cierto que hay jóvenes que llegan a tener serios problemas de control con los mismos. Todo esto deriva en consecuencias tales como problemas de comunicación, aislamiento, bajo rendimiento en los estudios, absentismo escolar, dificultades en la relación con los padres, cambios de humor, depresión, apatía, desmotivación, alteraciones de sueño, nerviosismo, problemas físicos ( visión , espalda... ), pequeños hurtos de dinero en el entorno familiar para continuar jugando, gasto excesivo en compra de productos y/o consumo relacionados con las nuevas tecnologías. 

La intervención preventiva en este colectivo puede dar mejores resultados que en otros colectivos de población de mayor edad. El hecho de que su personalidad y sus conductas estén en un proceso evolutivo permite que sea menos complicado modificar aquellos hábitos no saludables y reforzar aquellos que consideramos que lo son. 

En el año 2003, se pone en marcha ON LINE ZUREKIN, un Servicio de Asesoramiento dirigido a menores de 30 años con el fin de dar una orientación en el ámbito educativo, familiar y social, además de a los propios jóvenes acerca de situaciones relacionadas con el uso, abuso y/o dependencia a los juegos de azar, videojuegos y las nuevas tecnologías.

Publicado: 4 de Junio de 2013